Cómo Superar la Fatiga Debilitante

Fotografía de zohre-nemati-hdrudRmTaes-unsplash

La fatiga constante no es algo normal, aunque sea un síntoma muy común en la era moderna. A veces se denomina este tipo de fatiga como “Fatiga Adrenal”, pero el término correcto es Disfunción del Eje HPA. Si sientes fatiga constantemente que no se mejora con una siesta ni con largas horas de sueño, es posible que estés experimentando disfunción del eje HPA.

Básicamente todas nuestras hormonas están reguladas por diferentes glándulas, en este caso el Eje HPA involucra la Hipófisis, Pituitaria y Suprarrenales, y toda la cascada de señalizaciones y hormonas que se liberan de ellas. Este eje regula funciones como la respuesta al estrés, el estado de ánimo, la digestión, la libido, el metabolismo y los niveles de energía. Como ves, muchísimas funciones para la salud hormonal.

Las glándulas suprarrenales son las responsables de tres hormonas que dependen de la hipófisis para su estimulación: el cortisol, la aldosterona y hormonas sexuales como la DHEA. El cortisol es la hormona del estrés, la hormona de “pelea o huye”. Es nuestro mecanismo de defensa más primitivo. Cuando tenemos altos niveles de estrés, liberaremos cortisol para poder enfrentarnos a los altos niveles de estrés, y los niveles de esta hormona aumentarán significativamente. Posteriormente, cuando el estrés haya pasado, la hormona disminuye volviendo a su estado normal. Esto es lo que se considera una respuesta normal o adecuada al estrés. Es decir, una respuesta saludable.

Cómo Superar la Fatiga Debilitante 1
simran-sood-qL0t5zNGFVQ-unsplash

El problema que pasa en la actualidad, es que con altos niveles de estrés y de larga duración, la señalización de hormonas empieza a fallar. El sistema de compensación y de auto-regulación de los niveles de cortisol y otras hormonas como la DHEA empieza a verse afectada, y ya no podemos volver al estado de calma natural o de homeostasis, una vez haya pasado el peligro.

Ahí es donde empieza la Disfunción del Eje HPA o Fatiga Adrenal.

Los síntomas más comunes de que se está experimentando fatiga adrenal son:

Fatiga crónica

Desequilibrios hormonales

Problemas de peso

Dolores de cabeza crónicos

Palpitaciones

Fuertes antojos de sal o de azúcar

Cambios de humor

Intolerancia al calor/frío

Inhabilidad para manejar el estrés

Inhabilidad para calmarse

Insomnio y dolores musculares

Estos síntomas pueden ser de largo plazo y limitar las actividades normales de una persona, además de afectar considerablemente su calidad de vida. Realmente no es nada divertido. Hay diferentes niveles de esta disfunción, y las más avanzadas pueden ser extremadamente limitantes, al punto de no poder levantarse de una cama. Si alguna vez has experimentado este tipo de fatiga debilitante, sabes bien qué se siente.

Cómo Superar la Fatiga Debilitante 2
luis-villasmil-mlVbMbxfWI4-unsplash

¿Cómo superar la fatiga?

Desestrésate: Sé que es más fácil decirlo que hacerlo, pero esto es crucial para la mejoría. Evalúa las situaciones estresantes que tienes (ya sea trabajo, problemas familiares, una relación tóxica, muchos compromisos y poco tiempo), y elimina las cosas que puedas eliminar, limita las demás, e incorpora técnicas de relajación como la respiración profunda, yoga, caminatas en la naturaleza, incorporar un pasatiempo, etc.

Ejercicio Inteligente: El ejercicio intensivo o excesivo no es adecuado para las personas con fatiga adrenal, y más bien es muy contraproducente ya que puede elevar aún más los niveles de cortisol. El ejercicio es muy importante para la salud, pero en estas condiciones el ejercicio debe ser moderado. Una simple caminata diaria hará maravillas por tu salud.

Duerme: Dormir y descansar es muy importante para superar la fatiga. Vive de acuerdo al ritmo del sol, es decir levantarse con la puesta del sol y exponerse a los rayos del sol por 30 minutos tan pronto te levantes; y dormirse a las 10 PM ayuda a resetear el ritmo circadiano que está regulado por los niveles de cortisol. El dormir profundamente no solo repara y regenera, sino que también ayuda a eliminar toxinas. Evita las luces de electrónicos al menos dos horas antes de dormir o usar lentes protectores de luces azules en las noches, para que puedas tener buena producción de melatonina.

Apoya tu Hígado: Es fundamental para poder empezar a mejorar. Cuando estamos agotadas, todos los sistemas empiezan a fallar. La fatiga adrenal deriva en baja producción de energía, y también hace más lento los procesos de desintoxicación. Hoy en día vivimos en un mundo muy tóxico, y la desintoxicación debe ser parte de nuestras rutinas diarias. Cosas tan simples como compresas de aceite de ricino o incorporar cardo mariano a tu rutina diaria es muy eficiente.

Remineralízate: Nuestros cuerpos literalmente elimina minerales muy rápidamente cuando tenemos esos estados de estrés y fatiga. Los minerales que más rápido tienden a agotarse con fatiga adrenal son el sodio, el potasio y el magnesio. Toma un electrolito diario para suplir los minerales que estás perdiendo. El cocktail adrenal también es una excelente opción.

Todo esto es fundamental para superar la fatiga debilitante. Y recuerda: que no llegaste aquí en un día, de la misma manera tu cuerpo necesita tiempo para sanar, pero si implementas estas sencillas técnicas, verás resultados maravillosos.

Facebook
Twitter
LinkedIn

1 comentario en «Cómo Superar la Fatiga Debilitante»

Deja un comentario