ME SIENTO AZUL

Últimamente, mi vida está pintada con humo azul, pensaba que a los días se desvanecería, pero persiste en mí con una gran intensidad. Sentirse azul es estar triste.

El famoso artista, Vincent van Gogh, tuvo una época azul, como ya sabéis, era pintor, y hubo una época en que el azul no solo era el protagonista de sus pinturas, sino de su alma. 

Hay quien encuentra elegante este color, pero sentirse así no es bonito. 

La lluvia es bonita, pero no para quienes la viven en su interior y la sacan con lágrimas cada noche. A veces provoca apagones en casa y solo quieres que se acabe y que vuelva a funcionar la luz 

El mar es precioso, pintado con un rosa atardecer, pero ¿Qué pasa si eres quien lucha por no morir ahogado en medio de él, solo y con ganas de volver a respirar? Que ya no es tan bonito.

ME SIENTO AZUL 1

Como siempre, es depende del punto de vista, de las circunstancias y de las maneras. 

Estos días el azul de mi mirada se deshace en lágrimas, con ellas podría recrear una pintura de van Gogh, reflejaría como me siento. Él se ha convertido en una melodía triste. Y quiero que vuelva a sonar como las olas del mar, un día de paz y verano.

Tengo ganas de volver a ver este color en un cielo protagonizado por un sol alegre. Que me vuelva a regalar destellos de felicidad, elegancia y libertad. Que mis días dejen de tener este filtro de tristeza que no deja pasar la tranquilidad. 

Son épocas y pasarán, si estás leyendo esto y eres un superviviente en medio de una época azul, aguanta con fuerza, porque ya mismo acabará y todo irá bien.

Alina.

Facebook
Twitter
LinkedIn

Deja un comentario